ORANDO CON FE PERSEVERAMOS

  • Escrito por: Ministerio Plenitud

TEMA: ORANDO CON FE PERSEVERAMOS
TEXTO: SAN LUCAS 18:1-8
INTRODUCCIÓN
La Biblia dice: “También les refirió Jesús una parábola sobre la necesidad de orar siempre, y no desmayar, diciendo: Había en una ciudad un juez, que ni temía a Dios, ni respetaba a hombre. Había también en aquella ciudad una viuda, la cual venía a él, diciendo: Hazme justicia de mi adversario. Y él no quiso por algún tiempo; pero después de esto dijo dentro de sí: Aunque ni temo a Dios, ni tengo respeto a hombre, sin embargo, porque esta viuda me es molesta, le haré justicia, no sea que viniendo de continuo, me agote la paciencia. Y dijo el Señor: Oíd lo que dijo el juez injusto. ¿Y acaso Dios no hará justicia a sus escogidos, que claman a él día y noche? ¿Se tardará en responderles? Os digo que pronto les hará justicia. Pero cuando venga el Hijo del Hombre, ¿hallará fe en la tierra?” (San Lucas 18:1-8).
Una de las enseñanzas de Jesús para sus discípulos fue que no pierdan la fe porque cuando se pierde la fe, se pierde todo logro presente y futuro.

I. SI TENEMOS FE VAMOS A PERSEVERAR EN ORACIÓN
A. La fe y la oración marchan juntas. La fe nos motiva a orar pero las personas que pierden la fe dejan de orar. Es por fe que oramos para que Dios nos bendiga.
B. La fe se demuestra por medio de la oración. Si tiene fe debe orar a Dios porque si no ora a Dios su fe es vana. Dios honra nuestra fe cuando oramos.
C. Si tenemos fe en Dios vamos a perseverar en oración. Perseverar en oración es orar día y noche, así como lo hacía la viuda pobre. No es la oración de unos días sino de todo el tiempo. La oración nos lleva a estar con Dios y cuando estamos con Dios transmitimos fe a la familia.
D. Cuando la oración mengua, mengua la fe y cuando mengua la fe mengua el progreso. Cuando empezamos a orar se activa la fe y con fe conquistamos lo que Dios nos ha prometido.
E. La oración es demostración de fe. Si buscamos en oración a Dios vamos a ser de bendición para nuestra familia. La bendición no viene por guardar la cuarentena, es por estar orando durante la cuarentena.
F. Necesitamos perseveran en oración eso demuestra que no hemos perdido la fe. El día que dejamos de orar, es el día que hemos perdido la fe.

II. SI PERSEVERAMOS ORANDO LAS COSAS VAN A CAMBIAR
A. La parábola habla de una mujer viuda que buscaba justicia ante un juez injusto; ella perseveró pidiendo y le hizo justicia. Si no oramos perseverantemente no se nos hará justicia.
B. Si perseveramos en oración las cosas van a cambiar. Las circunstancias no cambian por sí solas, cambian por medio de la oración, por eso, no se puede cambiar la oración por nada.
C. Dios nos ha puesto en una cuarentena para que volvamos a la oración porque por mucho tiempo los cristianos estuvieron distraídos en otros asuntos.
D. La Biblia dice que mientras las personas en el barco estaban clamando a sus dioses porque estaban a punto de morir, Jonás estaba durmiendo: “Y los marineros tuvieron miedo, y cada uno clamaba a su dios; y echaron al mar los enseres que había en la nave, para descargarla de ellos. Pero Jonás había bajado al interior de la nave, y se había echado a dormir.” (Jonás 1:5).
E. Los escogidos por Dios no están distraídos, están en oración. Es mejor invertir el tiempo en las cosas espirituales que perderlo en cosas que no tienen ningún valor. No permita que el diablo lo engañe, pero sí dejó de orar es porque el diablo ya lo engaño.
F. No es tiempo de quejarse porque con quejarse solo demuestra que no conoce a Dios. El mundo puede quedar muy pobre pero en ese mundo pobre vamos a ver la provisión divina. Elías en medio de un mundo pobre, tenía agua y tenía alimento. Cuando oramos a Dios y no nos quejamos, Dios nos sostiene.

III. SI ESCUCHAMOS LA PALABRA DE DIOS VAMOS A TENER FE
A. La fe viene por oír la palabra de Dios: “Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios.” (Romanos 10:17). Si solo escuchamos las desgracias y no escuchamos la palabra de Dios, entonces, nuestra fe comienza a menguar.
B. Las personas en este tiempo necesitan fe, las personas tienen miedo y el miedo es ausencia de fe.
C. Las personas necesitan líderes espirituales y encendidos en fe en este tiempo para dar palabras de ánimo.
D. La fe en Jesús nos da la victoria por eso la Biblia dice que debemos poner nuestra fe en Jesús: “puestos los ojos en Jesús, el autor y consumador de la fe, el cual por el gozo puesto delante de él sufrió la cruz, menospreciando el oprobio, y se sentó a la diestra del trono de Dios.” (Hebreos 12:2).

CONCLUSIÓN
Lo que hemos construido por medio de la oración y la fe, el diablo lo quiere destruir pero vamos a lograr conservarlo si perseveramos orando con fe.
Si nos mantenemos en oración y en fe, Dios no tardará en respondernos. Si nos volvemos a Dos en oración, El empezara a protegernos. Dios hará la diferencia entre el pueblo de Dios y entre quienes no son pueblo de Dios. Si Dios endurece esta situación es porque Dios está tratando con su pueblo, es el momento de volverse a Dios en oración.

Iglesia Ministerio Plenitud
Reverendo Nain Villagomez
Pastora Marlene Muñoz Soliz
Santa Cruz, Bolivia

Avatar
Autor: Ministerio Plenitud
Consejería